Un departamento con 180 metros cuadrados de estilo

95

Fresco y sofisticado, este hogar demuestra que es posible tener un gran diseño en un espacio pequeño.

Diseño e interiorismo: 2B.group

Ubicado en un edificio histórico de Kiev, Ucrania, este departamento equilibra en su interior detalles contemporáneos y antiguos. Detras de este proyecto se encuentra la firma 2B.group, que se enfoca en rescatar el alma histórica de los proyectos que hacen. Es por ello que el restaurar este hogar y darle nueva vida, fue una gran oportunidad para crear espacios inspiradores y con mucha personalidad.

Con 180 metros cuadrados disponibles y amplios techos, el lugar presentaba una oportunidad para experimentar. El foco principal en las áreas comúnes fue conservar los ladrillos en los muros que datan de cientos de años y añadir elementos originales. En la sala principal destaca la nueva escalera que permite tener un plano abierto y amplio, para disfrutar de la luz natural que entra por los ventanales.

La cocina completamente equipada y con un diseño metálico, acentúa el contraste entre el pasado y el presente del lugar. En esta misma zona se encuentra un amplio comedor de madera y una segunda sala, que la convierten en la mejor para disfrutar entre amigos y familiares. Los tonos neutros del mobiliario, logran un aura urbana sin perder un confort hogareño, gracias a los accesorios artesanales y de materiales naturales.

En el siguiente nivel, los diseñadores crearon habitaciones completamente nuevas, pero sin perder la estética de la planta baja. Es por ello que al subir, los habitantes se encuentran con muros en un gris intenso, que replica los tonos de los muebles y crea un gran efecto cromático. Para continuar con el juego tonal se incluyeron piezas artísticas de gran impacto gráfico, las cuales reflejan la personalidad creativa de los residentes.

Cada habitación se adaptó a los gusto de su ocupante, es por ello que una es más bohemia y la otra mantiene una estética contemporánea. En ambos casos se emplearon los mismo materiales que en el resto de la vivienda y se priorizó la iluminación. De esta manera los espacios son confortables y con un estilo único. Los baños por su parte, se crearon como un spa en casa para que los usuarios pudieran disfrutar al máximo.

Para terminar, se renovaron los dos balcones que cuenta el espacio los cuales permiten que los habitantes disfruten de la brisa fresca de Kiev. De esta manera este hogar es un espacio confortable y con mucho estilo.