Vivienda de San Bernardino

140

ARQ. JOSÉ ALEN – AD PROYECTA + CONSTRUYE 
SAN BERNARDINO – PARAGUAY

El nombre de la vivienda es elocuente ya que alude a una premisa: crearla ideal para una vivienda de verano.

Su implantación responde a la vegetación existente del terreno, respetando a cada árbol, lo que es relevante considerando el clima local. Sin esos árboles la casa no sería la misma.

Consta con 3 dormitorios independientes que se encuentran conectados directamente con el exterior y están ubicados bajo el árbol más grande, el cual le brinda mayor frescura.

Se implantan dos volúmenes que en conjunto forman una L. La ubicación de esos volúmenes respondieron al espacio libre que el terreno ofrecía. Uno de ellos con dormitorios, el otro con un espacio de estar-comedor-cocina y un remate con un jardín interior. Gracias a las grandes aberturas vidriadas hay una conexión interior-exterior total de estos espacios con el quincho y la piscina.

Sin espacios residuales, no cuenta con pasillos ni con espacios recibidores. El paisajismo es el recibidor. En efecto, otra premisa fue contar con menos superficie construida y más superficie verde.

Para su construcción se utilizaron materiales tradicionales, rústicos y locales con lineamientos modernos a fin de lograr el sentimentalismo local, la comodidad que transmiten los materiales rústicos y la frescura de conjugar estos materiales + la vegetación.

Lo más destacable de esta obra es el contacto con la naturaleza, en cada recorrido se siente la armonía con ella además del conjunto de elementos y materiales que hacen de esta vivienda un espacio único.

Todo el conjunto está preparado para lo justo y necesario que requiere una casa de descanso, donde podrían convivir varias personas sin sentirse invadidas. Las imágenes hablan por sí solas.